Consejos pre y post operatorios para operación de mano
Consejos pre y post operatorios para operación de mano

Consejos Practicos

Consejos pre y post operatorios para operación de mano

Para elevar la mano por la noche sin que se deslice, una almohada tipo mariposa cervical o similar puede ser una gran ayuda.

Si la cirugía es en la mano dominante, deje previstas las gestiones que requieran su firma (cheques, contratos, etc.) previamente. Si no tiene ayuda en casa, los platos, vasos y cubiertos desechables pueden ser una gran ayuda (y ahorran disgustos).

Puede que necesite dormir durante unos días en otra habitación, para no incomodar a su pareja. Si vive solo/a o tiene que preparar la comida, puede ser interesante dejar raciones para unos cuantos días preparadas y congeladas.

Si tiene que utilizar medicación habitual que venga en un contenedor de tapón roscado, puede que le resulte difícil abrirlo con la mano, por lo que tal vez fuese buena idea dejar la medicación en botes de cierre por presión. Si saca medicamentos de su contenedor habitual, recuerde siempre dejar muy claramente marcado el nombre del medicamento, ponerlos en un recipiente especial y colocarlo fuera del alcance de los niños.

Los zapatos de cordones pueden ser difíciles de atar, por lo que los zapatos con cierres tipo velcro o sin cordones son mucho más cómodos de manejar con una sola mano.

Si va a llevar una inmovilización (tipo escayola) es posible que tenga que usar ropa con mangas anchas, para permitir que pase a través de ellas.

Si tiene que trabajar con ordenador y la cirugía va a ser en la mano dominante, trate de acostumbrarse a manejar el ratón con la otra, o incluso a invertir los botones del ratón (Panel de control/Ratón).

Deje preparada una bolsa de protección para escayolas (las encontrará en ortopedias, de diferentes tamaños) para poder ducharse sin mojar la inmovilización o la herida quirúrgica.